A palabras necias, oídos sorbos.