La frase “web 2.0″ es mucho peor escucharla que leerla.

Deja un comentario